Ratio: 5 / 5

Inicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activado
 
Estimados Lectores,
Sólo para vuestra información y ganas de saber más sobre el automovilismo…
 
- Reglamentos:
 
  Tanta desgracia impulsaba a los organismos internacionales a redactar nuevos reglamentos que pretendían moderar la velocidad. LAs nuevas leyes iban de 1934 a 1936, ampliándose a 1937 tiempo después. Es que se habían alcanzado velocidades de 240 km/h y no se permitiría avanzar más por tan peligroso camino. Como consecuencia, se imponían 750 kilos como peso mínimo por coche, sin líquidos ni neumáticos y un ancho mínimo de carrocería de 86 cm…
 
- Monoposto: 
 
  Y un día apareció el Alfa Romeo P3 monoposto. Entrenamientos para el Grand Prix de Italia. un coche revolucionario con un solo asiento en el centro y palieres con forma de V invertida que transmitían la marcha del cardan a las ruedas traseras. Tenía un motor de 2.650 cc, dos compresores gemelos colocados en serie y una potencia de 190 caballos. Se trataba del primer automóvil monoposto deportivo. Pero su elevada velocidad, su bajo peso, complicaban al piloto cuando tenía que encarar curvas muy cerradas. Un éxito detrás de otro: con Nuvolari, Borzachini, Campari y Caracciola…únicamente no triunfaba en Masaryk, donde triunfaba el Bugatti pilotada por Chiron y en Marsella donde triunfó Somer a bordo de un Alfa tipo Monza. Y entonces llegó la retirada de Alfa Romeo y se presentaba una circunstancia histórica: los coches tipo Monza de la temporada 31-32 con motor reducido a 2.650 cc eran adquiridos por Enzo Ferrari, que formaba por aquel entonces un equipo. 
El proyecto P3 le pertenecía a Vittorio Jano. Cielo cubierto. Salida a las 9,42. Lucha desencadenada al principio entre Nuvolari, Fagioli, Varzi y Chiron. A la mitad de carrera, Nuvolari y Fagioli no tienen más rivales. La velocidad desciende y gana Nuvolari a 167 km/h. La auténtica codificación de los P3 era Monoposto tipo B. Alcanzaba los 230 km/h.
 
-Rarezas: 
 
  En el Grand Prix de Monza de 1931aparecían infernales automóviles, por su extravagancia. La lista comenzaba con un Alfa Romeo 12 cilindros y 200 caballos que en realidad se trataba de dos motores de 6 cilindros con compresor y 1750 cc tipo sport colocados a los lados; seguía con un Maserati de 16 cilindros y 250 caballos (dos motores de 8 cilindros de dos litros, también montados de lado), y un Bugatti de 4900 cc y 300 caballos que se conocía como tipo 54. Todos ellos resultaban tremendamente consumidores de caucho, los neumáticos no soportaban semejantes potencias. 
 
-Lutos:
 
  El Grand Prix de Italia de 1933 fue trágico. Hacía muy mal tiempo, una fina llovizna mezclaba los restos de aceite y neumáticos, convirtiendo la pista en una superficie resbaladiza y peligrosa. Pero nadie se negaba a correr. Campari con su Alfa Romeo P3 quiso pasar a su eterno rival, Mario Borzacchini con Maserati; los dos coches se rozaban, chocaban y los dos pilotos morían instantáneamente. Después, Czaykowsky cegado por el humo y las llamaste se desprendían de su Bugatti 54, chocaba y perdía la vida. Aquel 10 de septiembre se considera como uno de los más negros de la historia de Monza. 
 
-Familia: 
 
  Con un intervalo de 17 años nacían los hermanos Maserati: Carlo, Bindo, Altieri, Mario, Ettore y Ernesto quiénes conquistarían para Italia un nombre de trascendencia con el modelo V8 RI nacido en 1935 junto con el 8CM y el 6C34. El Vo era un coche bello, bajísimo, compacto, refinado como una joya, con rudas independientes. Causaba una impresión formidable. Motor, chasis, carrocería y suspensiones eran todo nuevo, inéditos hasta la fecha. Motor con inclinación a 90 grados (era la primera vez que los Maserati abandonaban su clásica disposición en línea), con cilindrada de 4244 cc, alimentado por dos carburares colocados en la parte delantera de la aspiración del compresor, que estaba conectado directamente al árbol motor. Distribución por doble árbol y dos válvulas por cilindro, cámara de combustión hemisférica con l aburría en el centro, cilindros de acero y cigüeñal muy corto. La lubricación era por doble bomba de impulsión y recuperación. El peso del motor no pasaba de 196 kg, con una relación efectiva entre su potencia y peso de menos de medio kilo por caballo de fuerza, ya que su potencia era de 400 caballos a 5.500 rpm. Se trataba de una nueva concepción totalmente desconocida. Lo sabían?
 
-Un solo ocupante:
 
  El Grand Prix de France se corría en el flamante circuito de Montlhéry. un día fatal, porque Acari se mataba en un vuelco, lo que provocaba el retiro de todo el equipo italiano en señal de duelo. Pierre Benoit ganaba con un Delage a 112 km/h. En 1925 se reglamentaría definitivamente el retiro del mecánico que habitualmente ocupaba un lugar junto al conductor, aunque había de conversarse el espacio en el diseño de nuevos automóviles. En 1926, para reducir el peligro de accidentes se llevaba la capacidad de los motores a un litro y medio y los automóviles continuaban siendo construidos con dos asientos delanteros, aunque sólo se sentara el piloto.
 
Tienes algunas anécdotas para compartir? Envíanoslas a Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo. y con gusto las iremos publicando.
 
Redacción
 
 

Semanal Clásico

Semanal Clásicos es la web Nº1 en español dedicada al mundo de los coches Clásicos y Sport. Más de 12 años publicando toda la actualidad del motor clásico, hecha por apasionados para apasionados gracias a un equipo de colaboradores todo terreno. 

Esperamos que la disfrutes y nos sigas cada semana aquí en SemanalClasico.com.

Dónde estamos

Calle Bailén 45, Rubí, Barcelona
640 205 472
redaccion@semanalclasico.com