Ratio: 5 / 5

Inicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activado
 
Estimados Lectores,
Para conmemorar el 90 aniversario de la presencia oficial de Citroën en Alemania, se inauguró una exposición especial en la sede alemana del grupo PSA en Colonia. La misma se podrá ver en público por primera vez durante "Techno Classica", una de las principales exposiciones de automóviles clásicos de Europa, en Essen (Alemania), a realizarse en la primera semana de abril. Luego estará en gira por toda la República Federal de Alemania durante todo el año.
 
Los primeros vehículos Citroën ya se vendían en Alemania en 1923, cuando el primer concesionario se abrió en el "Hohenzollernring" de Colonia, pero no fue hasta el 15 de febrero de 1927 que una filial oficial de Citroën se registró en la Cámara de Comercio de Colonia. La "Citroën-Automobil Aktiengesellschaft" se había presentado con el número de registro 6379.
 
Con su historia de nueve décadas, Citroën es la compañía de automóviles que ha tenido la mayor presencia en Colonia, señaló la alcaldesa Henriette Reker, en el discurso de inauguración por la Conmemoración del 90 aniversario de Citroën en Alemania. También expresó su aprecio por el hecho de que el grupo PSA eligió Colonia para su sede en Alemania cuando las actividades de los importadores nacionales de Citroën y Peugeot fueron fusionadas hace unos años. Asimismo, la alcaldesa reconoció las opiniones modernas que el fundador de la empresa, André Citroën, tuvo durante sus días como empresario, pagando salarios a su personal que estaban muy por encima del promedio de la industria, proporcionando guarderías para los hijos de sus empleados y produciendo coches a precios accesibles a los diversos grupos de ingresos. "Era un empresario muy consciente de sus responsabilidades sociales", subrayó la dirigente política.
 
Henri-Jacques Citroën, nieto del fundador de la empresa, asistió a la inauguración de la exposición, su primera función oficial desde que fue nombrado Embajador de la Amicale Citroën Internationale (ACI) en febrero de 2017. Se mostró visiblemente impresionado: "Es Agradable ver cómo la herencia de mi abuelo se está conservando y se mantiene viva aquí". También declaró: "90 años seguramente es mucho tiempo, sobre todo en una relación, como hay entre Alemania y la marca Citroën". Henri-Jacques Citroën señaló que a su abuelo no le importaba mucho conducir. "Las fotos de él conduciendo sus propios coches son raras. Por lo general tenía un chofer o a su esposa. A este respecto, también era muy moderno: quería demostrar que las mujeres no tenían ningún problema en conducir un coche. Y preferiblemente un Citroën, por supuesto”.
La fundación de la "Citroën Automobil-Aktiengesellschaft" en 1927 también marcó el inicio de las actividades de producción de Citroën en Alemania. En abril de 1927 la compañía ya tenía 500 empleados que construían a los Citroën B14. La producción local permitió a Citroën evitar las altas tasas impositivas aplicadas a los automóviles importados. Inicialmente, la marca utilizó el lema "El Citroën alemán " para sus actividades de promoción, pero las automotrices rivales iniciaron un proceso judicial contra esta reclamación y la ganaron.
 
André Citroën fue conocido como pionero en los campos del marketing y la promoción y en Alemania tampoco faltó la publicidad Citroën. Un hito en Colonia fue sobre el puente "Hohenzollern" -que conectaba las dos partes de la ciudad a ambos lados del río Rin- y que estaba adornado con letreros de promoción Citroën. También estuvieron las caravanas con los últimos modelos de Citroën que recorrían el país.
 
Proveedores como Krupp, Bosch y Continental permitieron que los Citroën´s construidos en Colonia fueran completamente ensamblados con piezas producidas en Alemania. En 1933, siguiendo la tendencia del momento, la promoción de Citroën Alemania incluía la  información: “Citroën – ganz deutsch” (Citroën – todo alemán).
En 1934, André Citroën visitó su fábrica en Colonia con ocasión del inicio de la producción del “Type 7 Front” con motor de 1,5 litros. Esta fue su última visita a Alemania, ya que falleció un año más tarde, el año en que la producción alemana de Citroën llegó a su fin. En total, entre 1927 y 1935 se construyeron en Colonia más de 20.000 vehículos Citroën de los tipos B14, C4, C6, Rosalie y Traction Avant, así como diversos vehículos comerciales.
 
Cinco años después de la guerra, la "Citroën Automobil AG, Verkaufsgesellschaft für Deutschland" fue inscrita como una organización de ventas en el registro de la cámara de comercio en Colonia. La nueva compañía inició operaciones en Colonia-Sülz en el lado izquierdo del Rin. En 1959, la compañía se trasladó a Porz-Westerhofen en el sur de la ciudad. A partir de aquí, prosperaron los negocios de importación con modelos como el 2CV y el DS: las cifras de ventas aumentaron de 1,242 coches en 1957 a 13,500 coches en 1967. Sólo ocho años más tarde, justo después de la primera crisis petrolera de 1975, Citroën vendió más de 50.000 coches en Alemania por primera vez. En los años 80 y 90, la marca siguió siendo popular. En 2009, un total de ventas de 101.370 nuevos coches marcó un récord que aún se mantiene. En 2013, el importador alemán se amalgamó con Peugeot Alemania y se trasladó a nuevos locales en Colonia-Gremberghofen, donde todas las marcas de PSA ahora tienen sus oficinas centrales alemanas.
 
Y es ahí donde se inauguró la exposición itinerante con motivo del 90 aniversario de la marca en Alemania. Seis paneles muestran la historia de la empresa en imágenes y palabras, no sólo incluyen fotos de la gama de modelos a lo largo del tiempo, sino también muestran varios concesionarios y talleres en todo el país. 
 
También hay puesta mucha atención en el automovilismo deportivo, con fotos de la Copa Citroën Saxo la cual se desarrolló en Alemania durante algunos años, el Citroën Racing Trophy en el rally alemán en los últimos años, los logros de Sébastien Loeb en la fecha alemana del Campeonato Mundial de Rally y José María López en el Campeonato Mundial de Turismos disputada en Nürburgring en los últimos dos años.
 
Estacionados frente al edificio de PSA se mostraron muchos Citroën históricos: varios DS, una hermosa SM; Un Ami6 y un Méhari. Dentro del edificio, un B14 construido en Colonia, un C3 actual con los colores rojos y blancos de Colonia, al igual que un 2CV y un CX de una serie de TV alemana estaban en la exhibición. El actor alemán Götz George manejaba el CX en esta popular serie policial ("Schimanski") y fue embajador de la marca Citroën durante muchos años.
 
Representando la animada escena del club Citroën en Alemania, Britta Becker habló en su cargo de presidenta de la "Amicale Citroën & DS Deutschland". 
Las concesionarias estuvieron representadas por la asociación que las agrupa y entre los presentes estaba David Winter, director general de la concesionaria Häusler Citroën de Darmstadt, ubicada cerca de Frankfurt, la cual vende Citroën desde 1928. 
 
La exposición itinerante "90 años de Citroën en Alemania" será mostrada en "Techno Classica" (la muestra más grande del mundo de vehículos clásicos), a realizarse en Essen a principios de abril de 2017, para luego ir de gira a varios concesionarios de todo el país.
 
Fuente y fotos:
Texto: Copyright (C) Rene de Boer para Amicale Citroën Internationale (ACI).
Fotos en Blanco y Negro: Copyright (C) Citroën.
Fotos en Color: Copyright (C) Rene de Boer. 
Publicado por el ACI Board, 16 de Marzo 2017.
El Citroën Club Bs As agradece a todos los autores, la información recibida.
 
imageimageimageimageimageimageimageimageimageimageimageimageimage
 

Semanal Clásico

Semanal Clásicos es la web Nº1 en español dedicada al mundo de los coches Clásicos y Sport. Más de 12 años publicando toda la actualidad del motor clásico, hecha por apasionados para apasionados gracias a un equipo de colaboradores todo terreno. 

Esperamos que la disfrutes y nos sigas cada semana aquí en SemanalClasico.com.

Dónde estamos

Calle Bailén 45, Rubí, Barcelona
640 205 472
redaccion@semanalclasico.com